Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer un correcto funcionamiento y una navegabilidad óptima. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. Para más información, consulta nuestra política de privacidad y cookies
Turismo, urbanismo y accesibilidad  >  Playas  >  Información de interés  > Recomendaciones ante la presencia de Medusas
Imagen de Daniel Lobo bajo licencia creative commons

Recomendaciones ante la presencia de Medusas

Las medusas, también llamadas aguamalas, malaguas, aguavivas, son animales marinos pertenecientes al filo Cnidaria (conocidos antes como celentéreos); son pelágicos, de cuerpo gelatinoso, con forma de campana de la que cuelga un manubrio tubular, con la boca en el extremo inferior, a veces prolongado por largos tentáculos cargados con células urticantes llamados cnidocitos.

CÓMO EVITAR LA PICADURA DE MEDUSAS

-Hacer caso de las advertencias de los socorristas (indicaciones, banderas ).

-Mantenerse fuera del agua cuando hayan medusas cerca de la playa. También conviene evitar la zona donde rompen las olas ya que es donde habitualmente se acumulan los restos de organismo.

-No tocar nunca las medusas (el poder urticante persiste aunque estén muertas).

-Todo  tipo de barreras que eviten el contacto de la medusa con la piel. Por ejemplo: el uso de cremas solares, bañadores que cubran el máximo de superficie corporal o ropa ligera como las camisetas.

-Si os estáis bañando y veis medusas, salir del agua pausadamente. El hecho de nadar enérgicamente hace que uno mismo acerque las medusas y los tentáculos podrían llegar a tocarnos y picarnos. Una medusa no nos atacaría nunca.

-Si ha habido contacto, no llevar las manos a los ojos o boca (zonas mucho más sensibles).

-Grupos de riesgo: niños, ancianos, personas con antecedentes alérgicos, cardiovasculares o asmáticos, o que hayan sido picados previamente por medusas, deben evitar el contacto con medusas.

CÓMO ACTUAR EN CASO DE PICADURA DE MEDUSA

- NO rascar o frotar la zona afectada, ni siquiera con una toalla o con arena, esto no hará más que activar los cnidocitos restantes, por efecto de la presión. 

- Lavar la zona con suero fisiológico, en su defecto agua de mar asegurándose de que no contenga fragmentos de tentáculos, pero nunca con agua dulce. 

- NO aplicar amoniaco, orina o vinagre.

- En caso de no poder acudir a un puesto de salvamento y socorrismo, quitar los restos de tentáculos adheridos a la piel con pinzas; en su defecto puede usarse algún objeto de borde fino.

- Para aliviar el dolor aplicar frío, hielo, de forma intermitente, durante unos 5-15 minutos, sin frotar y evitando el contacto directo del hielo con la piel. Nunca aplicar calor, ni exponer la zona afectada al sol.

- Sintomáticamente, pueden utilizarse geles o pomadas específicas, antihistamínicos y analgésicos. 

- En caso de herida, se aconseja la aplicación de un antiséptico, tres veces al día, hasta que cicatrice la herida. 

- Acudir al puesto de socorro de la playa o al centro de salud más cercano.

- Si la persona afectada tiene antecedentes de picaduras, vigilar la posible aparición de reacciones alérgicas inmediatas o tardías. 

ATENCIÓN: si se observan síntomas generales como náuseas, vómitos, mareos, calambres musculares, cefalea, dificultad respiratoria o malestar generalizado, acudir al centro asistencial más próximo o llamar al 112, informando, si es posible, de la especie de medusa que produjo la picadura. 

Fuente : RedPROMAR http://www.redpromar.com/

C/ Grande, 1   38670, Adeje
Horario: 8:00 - 15:00 h