Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer un correcto funcionamiento y una navegabilidad óptima.
Para más información, consulta nuestra política de cookies.
ACEPTAR TODAS LAS COOKIES
CONFIGURAR LAS COOKIES A UTILIZAR

103

casos activos por COVID-19 en Adeje
(a fecha 26 de de 2021, 15:14 horas)

Frenar los contagios depende de todos/as.
#AdejeEligeVida

COVID-19. Casos activos en Adeje
(A 26 de de 2021, 15:14 horas)
103
103
Casos activos por COVID-19 en Adeje
Salud y calidad de vida  >  Patrimonio histórico-artístico  >  Blog  > La ermita de San Sebastián usada como lazareto en 1914

La ermita de San Sebastián usada como lazareto en 1914

14 ENERO 2021

Se acerca la festividad de San Sebastián, este año será muy diferente a las anteriores celebraciones de este día tan señalado para las adejeras y adejeros.

En este artículo pretendemos recordar un hecho que aconteció en 1914, una epidemia de varicela y viruela que afectó al pueblo de Adeje y que, gracias a la gestión que hicieron el médico del pueblo, en ese entonces, el Doctor Manuel Fernández Piñeiro, al Alcalde Don Camilo Madero y el párroco Don Eulogio Gutiérrez, pudieron contener la infección y controlar la epidemia.

El 7 de enero de 1915, el médico publicaba un artículo en el periódico La Prensa, relatando los hechos:

…El sangriento año de 1914 que nos dejó como principal legado guerras, asolamientos, fieros males, no quiso despedirse de nosotros sin precisar su nefasta actuación, dejándonos el doloroso recuerdo de una epidemia de varicela y viruela que si bien no ha ocasionado víctimas produce serios trastornos sembrando la inevitables alarma y aumentando el amargo pesar y naturales zozobras que existían motivadas por la execrable conflagración europea. La ingrata visita no nos sorprendió desprevenidos, pues con antelación se había realizado una intensa campaña de vacunación antivariólica, iniciada y gratuitamente practicada por el Inspector  municipal de sanidad. Por tan sensible causa, vigorizóse la campaña higiénica emprendida, adoptándose las convenientes medidas para evitar la difusión de la epidemia procediéndose al riguroso aislamiento de los enfermos, instalándose parte de los atacados  en la ermita de San Sebastián, convertida en hospital, puesta a disposición de las autoridades por el virtuoso cura párroco don Eulogio Gutiérrez, haciéndose acreedor de nuestra felicitación.

Semejantes circunstancias han servido para exteriorizar una vez más los generosos sentimientos del pueblo que contribuye solicito con toda clase de donativos a mitigar la aflictiva situación de sus convecinos y a la par me proporciona aplausos al digno Alcalde d. Camilo Madero, por su incansable actividad y honradísima gestión.

Este articulo que firmo el Doctor Manuel Fernández Piñeiro, nos confirma ese hecho del uso de la ermita de San Sebastián como lazareto durante esa epidemia de varicela y viruela, contribuyendo al aislamiento de las personas enfermas para evitar el contagio del resto de la población.

De este hecho teníamos constancia por la tradición oral, algunas personas mayores nos recordaban este hecho de haberlo oído a sus mayores. Así en 2015 entrevistamos a don Francisco Lima Trujillo (Adeje, 1928-2020), quien nos dijo: Mi padre me contó (no puedo contar más detalles, lo sé transmitido), que la ermita sirvió de lazareto.

Hubo una epidemia de viruela y allí pasaron todos los que tenían la enfermedad, iban allí a la ermita hasta que se curaban.

También sabemos por la tradición oral que en el camino de la Virgen a la altura de la Tosca Colorada se colocó una cuerda para sitiar la zona, según información debida a D. Manuel Jesús Ramos Hernández (Adeje, 1942).

En ese entonces no había llegado al pueblo la imagen que actualmente veneramos de San Sebastián, que llegó al municipio en 1916, traída de Valencia[3]. Lo que se veneraba era un cuadro del santo que se conserva en la parroquia.

 

Contenido relacionado

Historia de San Sebastián  Esta es una fiesta muy antigua. Se inició en los primeros años del siglo XVIII en un lugar de culto previo a la Conquista y, con el devenir de los años, se ha ido adaptando a las nuevas costumbres. Con los años, campesinos y ganaderos de Adeje y de toda la Isla fueron incrementando su devoción por este santo patrono, pero de forma muy especial por la talla de San Sebastián que se encontraba en la vieja Ermita.

Como en tantos otros ejemplos canarios, a San Sebastián se le rindió culto en la vieja ermita adejera del mar a través de su representación en un lienzo al óleo, según se hace constar en la visita cursada por el juez visitador del Obispado de Tenerife en 1835, quien ordenó que el cuadro fuese trasladado a parroquia de Adeje hasta que la ermita fuese restaurada por el «Exmo. Sr. Marqués de Bélgida y Mondéjar como Patrono de la expresada hermita»[1].

El pasado 15 de enero, el Área de Patrimonio Histórico, dirigida por Juan Desiderio Afonso Ruiz, presentó el libro "San Sebastián. Significado e historia para Adeje"

En la Biblioteca Virtual de Prensa Histórica hemos encontrado un artículo, publicado en la Gaceta de Tenerife el 29 de enero de 1916, de gran trascendencia histórica para Adeje, puesto que nos confirma la llegada de la imagen escultórica de San Sebastián a nuestro pueblo.

La tradición oral, memoria popular de nuestros mayores, sobre la festividad de San Sebastián en Adeje nos remonta a un hecho que aconteció en los primeros años de la década de los cincuenta:

San Sebastián, co patrono del municipio de Adeje junto la Virgen de la Encarnación y a Santa Úrsula, celebra su fiesta  el 20 de enero. Se ha convertido en este tiempo en una de las celebraciones que más personas congrega de todo el Sur de Tenerife. Así queda demostrado por la gran afluencia de gente que se da cita en el mítico sitio de La Enramada, relacionadas de alguna manera con la agricultura y ganadería de la comarca y la Isla.

C/ Grande, 1   38670, Adeje
Horario: 8:00 - 15:00 h